02
ene

El 23 de Noviembre, el BOE publicaba el Real Decreto 908/2013, de 22 de noviembre, por el que se establecen las normas especiales para la concesión de ayudas extraordinarias a trabajadores afectados por procesos de reestructuración de empresas.

Este real decreto tiene por objeto establecer las normas especiales para la concesión directa de las subvenciones denominadas Ayudas Extraordinarias a los trabajadores afectados por procesos de reestructuración de empresas, cuyo fin es facilitar una cobertura económica a estos trabajadores, siempre que cumplan con las condiciones y requisitos establecidos en el mismo.

Beneficiarios:

  • Los trabajadores que tengan una antigüedad mínima en la empresa o grupo de empresas de dos años. En el caso de trabajadores con contrato a tiempo parcial o fijos discontinuos la antigüedad se computará de fecha a fecha desde la fecha de ingreso en la empresa, hasta la fecha del despido.
  • Los trabajadores que se encuentren en situación legal de desempleo en el momento de la concesión de la ayuda.

Tipos de ayuda:

  1. Para los trabajadores que tenga un plan de rentas como acuerdo de despido colectivo (con un contrato de seguro colectivo para garantizar el pago de esas rentas) el Ministerio de Empleo y Seguridad Social podrá subvencionar el pago de un subsidio o de una cantidad destinada al pago por el trabajador del convenio especial con la Seguridad Social, de forma conjunta o para una única de las modalidades.
  2. Para los trabajadores que se les hayan extinguido la relación laboral conforme a la Ley 22/2003, de 9 de julio, o se les hayan decretado la insolvencia total o parcial de la empresa conforme a la  Ley 36/2011, de 10 de octubre, se les podrán conceder directamente a los trabajadores despedidos unas o las dos subvenciones que en ese Real Decreto determina: la subvención a tanto alzado que no podrá superar una anualidad del salario del trabajador ni el importe anual de la pensión máxima del sistema de la Seguridad Social; o las ayudas condicionadas a la suscripción por parte del trabajador del convenio especial con la Seguridad Social y destinadas a su pago, durante el periodo que se establezca, con un máximo de cuatro años.
  3. También podrán concederse, directamente a los trabajadores, en régimen de pago único, ayudas extraordinarias por una cuantía equivalente a la reposición de las prestaciones contributivas por desempleo, consumidas durante los periodos de suspensión de los contratos o de reducción de jornada a que se refiere el artículo 47 del Estatuto de los Trabajadores, siempre que no se tenga derecho a las mismas en virtud de cualquier otra norma.

Estas ayudas están sujetas a unos criterios y requisitos, mencionados en el Real Decreto, para la compatibilización de estas ayudas con otras.

Link al Real Decreto: Real Decreto 908/2013

0 Sin comentarios

Comentarios cerrados.